jueves, 14 de septiembre de 2017

En comunión con la naturaleza

"Hago fotografía macro por puro placer personal, es una forma de estar en comunión con la naturaleza. Siento una gran satisfacción cuando consigo reflejar aquella belleza que se nos esconde y pasa desapercibida por el ritmo de vida que llevamos."

"Hay un componente muy importante en la fotografía, compartido con la pintura, que es la composición. Yo hago un esfuerzo muy importante por componer. La técnica nos ayuda a conseguir más rápido aquello que buscamos pero una fotografía con mucha técnica puede ser perfecta pero puede no tener alma."


Datos de las tomas:
Cámara: Sony DSLT A77V
Objetivo: Sigma 90 mm. f/2.8 Macro
CE: Compensación de la exposición

f/11 – 1/125 seg. – ISO 100

f/14 – 1/250 seg. – ISO 100 – CE: -0.3

f/9 – 1/200 seg. – ISO 100

f/7.1 – 1/500 seg. – ISO 400

f/7.1 – 1/500 seg. – ISO 400

f/13 – 1/160 seg. – ISO 100

f/13 – 1/160 seg. – ISO 100

f/7.1 – 1/125 seg. – ISO 100

f/9 – 1/200 seg. – ISO 100

f/5.6 – 1/500 seg. – ISO 400

f/8 – 1/100 seg. – ISO 400

f/8 – 1/100 seg. – ISO 400

f/8 – 1/125 seg. – ISO 100

f/9 – 1/200 seg. – ISO 100 – CE: -0.3

f/8 – 1/1250 seg. – ISO 400

f/8 – 1/160 seg. – ISO 100

f/6.3 – 1/250 seg. – ISO 100

f/9 – 1/125 seg. – ISO 100

miércoles, 6 de septiembre de 2017

SadabARTE

El Ayuntamiento de Sádaba (Zaragoza) inaguró, el pasado 12 de agosto del presente año, su nueva sala de exposiciones con la muestra "Sadabarte". Dicha sala está localizada en el pabellón polivalente de la localidad.

El fin de esa muestra es mostrar el potencial artístico de la localidad exponiendo las obras que, a lo largo de los años, han ido realizando sus habitantes o personas relacionadas con esa localidad.

Antes de la inaguración me propusieron hacer las fotos de todas las obras. Los comisarios querían tener un recuerdo de lo que ahí se había expuesto e incluso barajaban la posibilidad de la edición de un video con ellas.

No hago trabajos por encargo. Respeto mucho a los profesionales que se dedican a ello y creo firmemente que todo trabajo fotográfico debería ser remunerado, de lo contrario como de hecho creo que ya está pasando, este arte irá perdiendo su valor. Pero en este caso, de igual forma que lo han hecho los artistas que han expuesto, al ser en beneficio de organizaciones o asociaciones sin animo de lucro, decidí hacerlo gustosamente. Es más, les propuse la creación de un blog para que esa muestra quedara de forma permanente al acceso de todas las personas que quieran visitarla o para aquellas que, aunque ya lo hubieran hecho, pudieran volver a hacerlo. Los comisarios aceptaron la idea con agrado.

Este es el motivo de esta entrada: La presentación del nuevo blog y de esa muestra.



jueves, 17 de agosto de 2017

Noruega - Preikestolen

Desde que iniciamos nuestro periplo por Noruega, nuestro guía nos repetía continuamente lo duro que podría ser la subida al Preikestolen (El Púlpito). Finalmente, un día antes de iniciar el ascenso, sentenció: “Sé que muchos de vosotros no podréis subir…” Bueno, la que se armó... Le dijeron de todo menos “bonito”, la indignación estaba presente entre nosotros.

Una vez finalizada la excursión, aquellos que sí subimos, entendíamos lo que nos quería advertir: El ascenso no es que sea extremadamente duro, es más, personalmente opino que es mucho peor el descenso… pero lo que sí tienen que saber aquellos que quieran subir es que una vez iniciado ya no hay marcha atrás; será muy complicado ayudar a la persona que lo necesite tanto para terminar de subir, como para bajar…

El día no amaneció muy bueno en Stavanger, lugar desde donde debíamos partir y que dista unos 65 kilómetros del Preikestolen. No paraba de llover y las previsiones, al menos durante la mañana, no eran muy optimistas para que dejara de hacerlo. No obstante, esto es Noruega, y confiábamos en el famoso dicho que dice: “Si no te gusta el clima noruego, espera 15 minutos”.

Salimos en un mini crucero por el Lysefjord (Fiordo de la Luz) hasta cerca de la base del Púlpito. De ahí el autocar nos llevaría hasta el parking donde iniciaríamos el ascenso.

Llovía, llovía y no paraba de llover... además con niebla… No nos podía hacer peor día para una excursión así. El guía había consultado las previsiones meteorológicas y nos advirtió que esa sería la tónica de toda la mañana y que, con toda seguridad, no veríamos nada desde allí arriba. "Si alguno quería desistir ese era el momento de hacerlo", nos comentó. Pero, ¡cómo íbamos a desistir si una de las razones de nuestra visita a Noruega era precisamente esta excursión…!

Iniciamos el ascenso. Yo necesito gafas para ver y continuamente las tenía que limpiar puesto que se me empapaban. Además, debido al gorro para la lluvia y mi propio aliento, también se me empañaban impidiéndome ver con claridad por donde caminaba. Opté por el menor de los males y me las quité… Veía menos, me dificultaba la elección de encuadres para mis fotografías pero, por lo menos, mi integridad física estaba asegurada.

Unas dos horas después estábamos arriba y la situación, como bien nos anticipó el guía, no mejoraba. Había parado de llover sí, pero la niebla era tan espesa que nos impedía disfrutar de unas vistas que, con total seguridad, serían impresionantes. Comimos con la esperanza de que, tras el almuerzo, las condiciones cambiarían y el esfuerzo tendría su recompensa, pero no fue así… Con pena y frustración comenzamos el descenso ya que no habíamos conseguido ver lo que tantas veces habíamos hecho por internet. Por lo menos disfrutamos de la experiencia y del paisaje y nos quedó una gran satisfacción personal por haberlo intentado. Tanto es así que hoy mismo lo repetiría, incluso con esas mismas condiciones.

Como se suele decir: "No se puede luchar contra los elementos…" Siempre hay algún instante en el que podremos echar alguna foto y si no es así, la única opción que nos quedará es protegernos a nosotros, a nuestro equipo y disfrutar del momento…

Si queréis disfrutar de un mejor día y (sin lugar a dudas) de mejores fotos no dejéis de visitar el blog de Ignacio Izquierdo.

Datos de las tomas:
Cámara: Sony SLT A77V
Objetivo: Sony DT 16-105 mm., f/3.5-5.6

35 mm. (52 mm. eq. en FF) – f/7.1 – 1/50 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/9 – 1/40 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/18 – 1/40 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/8 – 1/100 seg. – ISO 100 – CE: +0.7

60 mm. (90 mm. eq. en FF) – f/10 – 1/100 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/9 – 1/200 seg. – ISO 100

35 mm. (52 mm. eq. en FF) – f/10 – 1/80 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/6.3 – 1/200 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/10 – 1/200 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/8 – 1/125 seg. – ISO 100

60 mm. (90 mm. eq. en FF) – f/9 – 1/125 seg. – ISO 100

40 mm. (60 mm. eq. en FF) – f/11 – 1/125 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/11 – 1/100 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/9 – 1/100 seg. – ISO 100

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/11 – 1/60 seg. – ISO 200

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/3.5 – 1/640 seg. – ISO 400

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/8 – 1/60 seg. – ISO 400

16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/9 – 1/60 seg. – ISO 400
Saber más...

jueves, 10 de agosto de 2017

Paciencia y perseverancia

El pasado 14, 15 y 16 de julio se celebró en Sádaba la octava edición de la maratón de fútbol 7 y, cómo no, el último día quise hacer algunas “foticos”

Cogí el equipo, gafas de sol, pantalón corto y gorro (que hacía calor) y me puse manos a la obra. Pero hay días que, ya sea porque no estás inspirado, porque la temperatura es extrema, porque no encuentras nada reseñable que fotografiar o vete tú a saber porqué, pero no obtienes los resultados que esperabas...

Estando en esa tesitura, me fijé en una preciosa joven (como ya peino canas me permito esa expresión) que lucía unas impactantes gafas “vintage”. Me dije: chica guapa, reflejos del campo en sus gafas... ¡aquí hay foto!. Me acerqué y le pedí permiso para retratarla, ella acepto de agrado. Sólo hicieron falta dos intentos, no hacía falta más, sabía que tenía lo que quería… Aun así, y ya en postproducción, me he permitido combinarla con otra foto que había realizado esa misma mañana y darle así más "vidilla", si cabe, a la toma que ya tenía.

En ocasiones en es necesario unir la paciencia y la perseverancia para obtener los resultados que deseas. Y no solo me refiero a la fotografía...

Está mal que yo lo diga, pero esa foto me quedó "redonda"...

Datos de las tomas:
A – Sony SLT A77V + Sony 16-105 mm. f/3.5-5.6
B – Sony DSLR A700 + Minolta 100-200 mm. f/4.5

B – 160 mm. (240 mm. eq. en FF) – f/5.6 – 1/500 seg. – ISO 200 – Combinación de 2 tomas

B – 100 mm. (150 mm. eq. en FF) – f/6.3 – 1/500 seg. – ISO 200

A – 35 mm. (52 mm. eq. en FF) – f/5.6 – 1/1000 seg. – ISO 100

A – 105 mm. (157 mm. eq. en FF) – f/6.3 – 1/500 seg. – ISO 100

A – 105 mm. (157 mm. eq. en FF) – f/5.6 – 1/640 seg. – ISO 125

A – 16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/4.5 – 1/1000 seg. – ISO 100 – Foto retocada

A – 16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/8 – 1/500 seg. – ISO 100

B – 200 mm. (300 mm. eq. en FF) – f/7.1 – 1/500 seg. – ISO 200 – CE: -0.3

A – 75 mm. (112 mm. eq. en FF) – f/5.6 – 1/640 seg. – ISO 100

A – 16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/6.3 – 1/500 seg. – ISO 100

A – 20 mm. (30 mm. eq. en FF) – f/7.1 – 1/640 seg. – ISO 100 – CE: -1.0

A – 16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/7.1 – 1/500 seg. – ISO 100 – Recorte en formato 1/2

A – 75 mm. (112 mm. eq. en FF) – f/5.6 – 1/800 seg. – ISO 200

Y para finalizar el torneo, como no, bingo...
A – 16 mm. (24 mm. eq. en FF) – f/4 – 1/250 seg. – ISO 640